CATALÀ | CASTELLANO

El web del libro electrónico

Buscador de libros
Autor   Título   ISBN  
Alomar Villalonga , Gabriel (1873 -1941)


Gabriel Alomar Villalonga (Palma, 1873 - El Cairo, 1941) fue un poeta, prosista y ensayista mallorquín, muy relacionado con el movimiento de arte catalán del modernismo aunque hizo una interpretación muy personal. Fue un libertario de izquierdas activo, especialmente en Barcelona y otras regiones de habla catalana, desde los primeros años del siglo XX hasta su muerte en el exilio.

Alomar nació y creció en Mallorca, dentro de una sociedad muy conservadora. Su padre era burócrata y la familia se estableció en varias ciudades durante su infancia. En 1888, después de terminar sus estudios en Palma, se fue a la Universidad de Barcelona para licenciarse en filosofía y letras en 1896. Allí también se convertiría en periodista de la prensa barcelonesa y publicó su primera poesía, que el crítico Josephine de Boer catalogó como parnassianista. Se involucró también en el movimiento nacionalista catalán y la corriente literaria del Novecentismo, con influencias poéticas de Gabriele d'Annunzio y Giosuè Carducci. Colaboró ​​en numerosos diarios, como El Pueblo Catalán (1904-1906), que ayudó a impulsar, y El Imparcial. En el primero publicó varios artículos sobre el liberalismo catalán donde exponía la idea de vincular el nacionalismo con la modernización social, resaltando el papel de las ciudades como agentes supremos de la civilización, y donde rechazó siempre el tradicionalismo y el ruralismo . En 1910 escribió Negaciones y afirmaciones del catalanismo donde volvió a exponer el proyecto de un catalanismo obrerista que superase tanto el regionalismo y el elitismo burgués de la Liga como el nacionalismo de las clases medias. De hecho teorizó que el catalanismo y el socialismo eran dos polos de una misma esfera, aunque Gabriel Alomar se movía entre entidades más bien republicanas que socialistas.

Trabajó como catedrático del Instituto de Palma, donde fue maestro de Bartomeu Rosselló-Porcel. También fue amigo de Joan Mascaró i Fornés y Carles Pi Sunyer e Indalecio Prieto. Fue profesor en el IES Ramon Muntaner. Políticamente, formó parte del Bloque Republicano Autonomista el 1915/1916, del Partido Republicano Catalán y posteriormente fue uno de los fundadores de la Unión Socialista de Cataluña (USC), partido del que se convirtió en presidente. En las elecciones generales españolas de 1931 fue elegido diputado por partida doble, por ERC-USC para Barcelona y para Baleares por la Conjunción Radical Socialista (Partido Republicano Radical Socialista). Fue expulsado de la USC para alinearse con Marcelino Domingo y pedir a Francesc Macià que aplazara el tema del estatuto. El 1932 (1933?) Fue nombrado embajador de la Segunda República Española en Italia pero en 1934 renunció.

El estallido de la guerra civil le sorprendió en Madrid con su hijo Víctor, director de El Obrero Balear, mientras su hijo, el periodista Joan Alomar Cifre, era encarcelado por los franquistas en Mallorca. Antoni Maria Sbert le ofreció alojamiento en la Residencia de Estudiantes de la Universidad Industrial de Barcelona. Firmó el Manifiesto de adhesión de los intelectuales mallorquines con la cultura de Cataluña y el Manifiesto de los Intelectuales Catalanes a favor de la República. En septiembre de 1936 fue propuesto como embajador en Rumanía, pero no respondieron al placet. Por gestiones de su amigo Lluís Nicolau d'Olwer fue nombrado encargado de negocios en El Cairo en septiembre de 1937 y se mantuvo en la embajada hasta el fin de la guerra. Allí ayudó a los republicanos exiliados. Al terminar la guerra trabajó de profesor y colaboró ​​en Le Journal d'Egypte.
Contacto  |  Aviso legal  |  Copyright Buscolibro.com